POLÍTICA-MIENTE INCORRECTO

Blog del poeta Alejandro Céspedes con reflexiones, artículos, opiniones, etc. sobre actualidad, literatura o política, desde un punto de vista muy poco epicéntrico.

A veces me veo a mí mismo nadando en medio del mar hacia una isla que ese otro que también soy yo ni ve ni sabe que existe.

Todos los textos de este blog están protegidos bajo licencia.
“Amo más que nunca la poesía como creación extrema del hombre, me siento como siempre un aprendiz, sé que he escrito algo relativamente diferente, no me interesan el éxito literario ni la fortuna ni tampoco la farándula "socio-literaria", busco lo abierto”.
Extracto de una carta de Roberto Juarroz a W.S. Merwin, traductor de su obra al inglés, que yo podría firmar perfectamente. Incluida como epílogo a Décimocuarta Poesía Vertical. Fragmentos Verticales, Emecé, Buenos Aires, 1997.

CITA DEL DÍA:

Ordeno a todos los ciudadanos y ciudadanas de Euskadi, particulares y autoridades, que guarden nuestros sueldos vitalicios y los hagan guardar”.
                                            Patxi López en el Boletín Oficial del País Vasco
¡Larga vida al Ex!

LOS POLÍTICOS ESPAÑOLES NACEN SIN PLACENTA 

            A los políticos se les conoce en el mismo instante de nacer: no lloran. Abandonan el útero con énfasis y con una sonrisa aviesa que ya traen ensayada durante nueve meses. Las comadronas lo saben: “ha tenido usted un político, señora”. Nunca dicen “dar a luz”, los diputados, diputadillos y muchos concejalillos vienen al mundo dentro de un coche oficial con los cristales tintados, es decir, con una disminuida capacidad para ver la realidad que los rodea. Su placenta es un gran Audi o un Mercedes. Placentas alemanas, por supuesto.
            Lo más grave de la noticia que da pie a este comentario no es que un partido que ha obtenido un solo diputado tenga 6 asesores y además lo justifique con fervor mientras él mismo sigue disfrutando de dos sueldos y dos trabajos (el público y el de su despacho de abogado que le quita tanto tiempo que necesita contratar seis asesores, a ese ritmo acabará él solo con el paro), sino que leyéndola también nos enteremos de que tiene derecho a coche y chófer oficial o de que en un parlamento de 45 diputados tengan asignados 47 cargos (en realidad muchísimos más porque hay que añadir todos los que se adhieren -nunca mejor dicho- a cada consejería, fundación, ayuntamiento...). Ya se sabe, entrar en un partido político es hacerse socio de tu propia agencia de colocación.
        La misma Rosa Díez reclamaba hace unos días a Rajoy que “despidiese a todos los cargos de libre designación” porque lo que sobraba no era funcionarios sino “nombrados a dedo”.
           Una noche de estas atrás, en uno de esos programas de tertulias donde siempre hablan los mismos acerca del mismo tema, me quedé estupefacto. Escucho a Basagoiti (presidente del PP vasco) decir que Rosa Díez, “a quien tanto se le llena la boca hablando de los privilegios” de la casta política, siguió cobrando el sueldo vitalicio al que “tenían derecho” TODOS los consejeros y viceconsejeros del gobierno vasco hasta que hace unos días se cambió la ley. No he leído ningún desmentido ni de ella ni de nadie de su partido.
            Lo de UPyD sólo es un ejemplo más, muy llamativo, sí, porque es el partido que preconiza la regeneración democrática. Otro ejemplo desgraciado de que todos son iguales. Escribo esto y empiezan a sonar dentro de mi cabeza las palabras de Agustina, mi gran amiga, cada vez que sale el tema, ayer sin ir más lejos: “no es verdad, no son todos iguales. Hay mucha gente honrada que se cree lo que hace y trabaja por hacer mejor la vida a los demás”. Y me escucho  respondiendo también siempre lo mismo,: no es posible, Agustina, por acción u omisión todos son cómplices, todos son colaboradores necesarios.
         Y es que los políticos, además de venir de serie “vitalicios”, tienden a la eternidad, incluso desde 1936 (ver el apartado (a) de lo que sigue) y a la perpetuación (ver apartado (d):

1. TENDRÁN DERECHO A UNA PENSIÓN VITALICIA las personas siguientes:
a) El lehendakari y los Consejeros que formaron parte del Gobierno Vasco DESDE OCTUBRE DE 1936 hasta el 15 de diciembre de 1979.
b) Los lehendakaris y los Consejeros del extinguido Consejo General Vasco.
c) Los lehendakaris de los gobiernos de la Comunidad Autónoma del País Vasco.
d) LAS VIUDAS O VIUDOS, HUÉRFANAS Y HUÉRFANOS Y PADRES Y MADRES de las personas citadas en los apartados anteriores.


Y LO ORDENA Patxi López, llamado cuando firma a ser Francisco Javier. Así termina el texto del Boletín Oficial del País Vasco: ”Por consiguiente, ordeno a todos los ciudadanos y ciudadanas de Euskadi, particulares y autoridades, que la guarden y hagan guardarla.
Vitoria-Gasteiz, 4 de junio de 2012.–El Lehendakari, Francisco Javier López Álvarez.


(Boletín Oficial del País Vasco número 111, de 7 de junio de 2012)

Curioso lo que tienen que guardar los ciudadanos vascos... ¡qué feudal suena! “Ordeno que guarden mi sueldo vitalicio y lo hagan guardar”.

               Así que ya lo saben, la vida política tiende a la trascendencia, al Más Allá, a la inmortalidad del subsidio y la prebenda. La mayoría de los ex presidentes autonómicos tiene derecho a contar con un funcionario a su cargo y coche oficial con conductor de por vida. Patxi López cobrará de por vida por un trabajo que realizó sólo tres años. Casi todos los demás ex presidentes de autonomías se incorporarán, también de por vida, of course, ¡larga vida al ex”! (hasta los 70 años pudiendo voluntariamente seguir hasta los 75) como miembros de un Consejo Consultivo que no es más que otra artimaña para seguir cobrando y esquilmando a la pobres hormigas. ¿Se imaginan que ex dependientes de Zara cobrasen sueldo vitalicio después de trabajar tres temporadas o que ex cajeras de “Día”, tras cuatro años leyendo códigos de barras, pasasen a formar parte del “Consejo Consultivo de Ex-Cajeras de Día”? Ellos, la casta, sinencambio -que dirían Los Morancos- no sólo lo encuentran perfectamente lógico, sino también un derecho inalienable. Dentro de unos cuantos años habrá más ex con sueldo vitalicio que personas.
             Sigue la estupefacción omnipresente, ubicua, escucho hace un momento en una TV decir con mucho énfasis a Vidal Cuadras -que ha decidido montar y presidir una plataforma de regeneración democrática mientras sigue siendo vicepresidente del parlamento europeo- que España no puede mantener a tantos políticos. Recuerdo a este mismo individuo, hace muy poco tiempo, renegar enfadado de la posibilidad de que él dejase de viajar en Bussines Class para acudir dos veces por semana a Bruselas en un viaje de 2 horas “con las rodillas debajo de la garganta”. ¿Qué pensarán los trabajadores de Getafe que tienen que ir a trabajar en hora punta cogiendo un autobús, un tren de cercanías y uno o dos metros? ¿Qué los diferencia? ¡Ah claro, perdón, el coche oficial, que es evolutivamente mucho más eficaz que la placenta! La evolución de las especies no perdona.


             
Hay otra noticia también de esta mañana que a pesar de la incineración me produce escalofríos: "Cataluña recorta la partida antiincendios más del doble que la de sus 8 televisiones(noticia completa aquí).
             Los dos incendios de esta semana pasada han quemado cuatro vidas y arrasado 14.ooo hectáreas. Parece ser que a la casta les importa más poder ver cómo se quema su territorio que el fuego que lo devora. No por casualidad llevan tantos años compitiendo con él en voracidad. Ahora sólo les falta asomarse a un balcón del Palacio de la Generalidad, igual que Nerón, con una lira. Aunque yo preferiría que imitasen a Bonzo. Siempre sería un incendio mucho más controlado.

EL DESVÁN EL DESVÁN EL DESVÁN EL DESVÁN EL DESVÁNEL DESVÁN EL DESVÁN EL DESVÁN EL

Flores en la cuneta en EL CULTURAL-El Mundo (08-01-10); Francisco Díaz de Castro

Reseña en El Norte de Castilla, por Carlos Aganzo

ÁLBUM FOTOGRÁFICO, pinchar para acceder


________________________________________

http://albumfotograficocespedes.blogspot.com/

_________________________________________

ENTREVISTAS

ENTREVISTAS
Diario de Las Palmas

Revista Ambito Cultural -El Corte Inglés- por Marta Agudo